Cargando...

Sus vidas

31/10/2012
Vota
1071 Votos
  • 2.9 estrellas
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5

Ignacio EllacuríaEllacuría y el fútbol

Ellacuría y sus planteamientosIgnacio Martín-Baró

Ignacio Martín-Baró y la psicologíaIgnacio Martín-Baró y la comunidad

Segundo MontesSegundo MOntes y la migración

Segundo Montes y la comunidadAmando López

Amando López y su carismaJuan Ramón Moreno

Juan Ramón Moreno y su trabajoJoaquín López y López

Joaquín López y López y Fe y AlegríaJulia Elba Ramos

Celina Ramos
Ignacio Ellacuría

El P. Ignacio Ellacuría nació en Portugalete (Vizcaya, España) el 9 de noviembre de 1930. Entró al noviciado el 14 de septiembre de 1947, en Loyola. Fue enviado, junto con otros novicios, a fundar el noviciado de la Compañía de Jesús en Santa Tecla, El Salvador, en 1949. Posteriormente, realizó estudios de Humanidades Clásicas y Filosofía en la Universidad Católica de Quito (Ecuador); regresó a San Salvador donde impartió clases de Filosofía Escolástica en latín, en el Seminario San José de la Montaña. De 1958 a 1962 estudió Teología en Innsbruck (Austria). En la UCA, inició dando clases de Filosofía en 1967 (Biografías. Mártires de la UCA, 2008).

Ellacuría y el fútbol

[De pie, el quinto de izquierda a derecha]

Ellacuría fue un gran deportista. Escaló los Andes, jugó fútbol y frontón. Seguía muy de cerca la liga española; en especial, su equipo de juventud, el Athletic de Bilbao. Durante su estancia académica en Austria (1958-1962), “el fútbol le proporcionó un escape único a las tensiones de la teología. Junto a algunos austríacos y un alemán, los jesuitas de habla hispana integraron un equipo que resultó ser, para los alarmados profesores, demasiado bueno. Con Ellacuría en el centro, el equipo ganó con facilidad el campeonato de la Universidad de Innsbruck y el campeonato Nacional Universitario en Viena” (Biografías. Mártires de la UCA, 2008).

Ellacuría y sus planteamientos

“Ellacuría no seguía la línea de nadie y por eso fue que vio con claridad, antes que cualquier otro, que la guerra y la violencia no eran salida alguna para los problemas sociales de El Salvador. Y con la misma libertad propuso primero el diálogo y después la negociación (…). En sus planteamientos nunca faltaba el dato de la realidad” (Biografías. Mártires de la UCA, 2008)

Ignacio Martín-Baró

[En cuclillas, el segundo de izquierda a derecha]

El P. Ignacio Martín-Baró nació el 7 de noviembre de 1942 en Valladolid (España). Entró en el noviciado de la Compañía de Jesús de Orduña, en 1959. Después fue trasladado al noviciado de Villagarcía y luego a Santa Tecla, El Salvador. Posteriormente, realizó estudios en Ecuador y en la Universidad Javeriana, en Bogotá (Colombia), de 1962 a 1965. Durante este período se sintió atraído por la psicología y se dedicó a leer todo lo que encontró sobre el tema (Biografías. Mártires de la UCA, 2008).

Ignacio Martín-Baró y la psicología

En 1986, Ignacio Martín-Baró fundó y dirigió el Instituto Universitario de Opinión Pública (IUDOP). Además, fue profesor invitado de las universidades Central de Venezuela, Zulia (Maracaibo), Puerto Rico (Río Piedras), Javeriana de Santafé de Bogotá y de Costa Rica. Era miembro de la American Psychological Association y de la Sociedad de Psicología de El Salvador; asimismo, era vicepresidente para México, Centroamérica y el Caribe de la Sociedad Interamericana de Psicología (Biografías. Mártires de la UCA, 2008).

Ignacio Martín-Baró y la comunidad

Ignacio Martín-Baró era el primero en llegar a la UCA; su horario de trabajo era extraordinario: estaba en su oficina a las cinco y media de la mañana, y trabaja hasta las ocho de la noche, con una breve pausa a mediodía. Su único respiro era la parroquia de Jayaque, la cual atendía los fines de semana. Entre la gente sencilla y pobre, experimentaba un cambio notable. Se volvía alegre, reía mucho y se mostraba cariñoso, sobre todo con los niños. Alegraba las reuniones y fiestas con su guitarra y su voz (Biografías. Mártires de la UCA, 2008).

Segundo Montes

El P. Segundo Montes nació en Valladolid (España) el 15 de mayo de 1933. Ingresó al noviciado de la Compañía de Jesús el 21 de agosto de 1950. Al finalizarlo, y siguiendo los pasos de otros jesuitas centroamericanos, viajó a Quito (Ecuador) para estudiar Humanidades Clásicas y Filosofía. En San Salvador, inició su trabajo en el Colegio Externado, primero de 1957 a 1960 y luego de 1966 a 1976. En ambos períodos, enseñó Física y fue responsable de los laboratorios (Biografías. Mártires de la UCA, 2008).

Segundo MOntes y la migración

[Durante una reunión en Estados Unidos para tratar el tema de los migrantes]

Segundo Montés fundó, en 1985, el Instituto de Derechos Humanos de la UCA (IDHUCA) y lo dirigió hasta su muerte. Además, adquirió una prominencia especial, tanto El Salvador como en Estados Unidos, por ser el investigador y analista más importante del fenómeno de los desplazados, los refugiados y los emigrantes (Biografías. Mártires de la UCA, 2008).

Segundo Montes y la comunidad

Desde principios de la década de los ochenta, Segundo Montes dedicó una parte de sus fines de semana a atender ministerialmente parroquias suburbanas sin sacerdote. Primero estuvo en Calle Real y luego, desde 1984, en la colonia Quezaltepec. En su actividad pastoral, Montes se supo ganar el aprecio de la gente sencilla por su generosidad, trato franco y abierto (Biografías. Mártires de la UCA, 2008).

Amando López

El P. Amando López nació en Cubo de Burela (Burgos, España) el 6 de febrero de 1936. El 7 de septiembre de 1952 entró en el noviciado de la Compañía de Jesús de Orduña, donde estuvo un año. Obtuvo la Licenciatura en Filosofía en 1956 y la de Humanidades en 1957. Estudió Teología en Dublín y un doctorado en Estrasburgo (Francia) en 1970 (Biografías. Mártires de la UCA, 2008).

Amando López y su carisma

[Sentado, en el centro]

En la UCA, Amando López impartió clases de Teología y Filosofía. Su carisma era el don del consejo. Poseía una capacidad natural para escuchar, un corazón grande y una risa contagiosa para animar. Fue buen amigo y un gran compañero. Le gustaba gastar bromas a sus compañeros y colegas. Su presencia hacía olvidar con facilidad tensiones y disgustos (Biografías. Mártires de la UCA, 2008).

Juan Ramón Moreno

[En el centro]

El P. Juan Ramón Moreno nació en Villatuerta (Navarra, España) el 29 de agosto de 1933. En 1950, entró al noviciado de la Compañía de Jesús de Orduña y llegó a Santa Tecla (El Salvador) a mediados de 1951 a finalizarlo. Era tan tímido que el maestro de novicios lo ponía a hablar contra la pared para que se le soltara la lengua (Biografías. Mártires de la UCA, 2008).

Juan Ramón Moreno y su trabajo

Juan Ramón Moreno trabajó en obras jesuitas de Nicaragua, incluida la UCA de ese país; impartió clases de química y biología. De las ciencias pasó a la tecnología de la computación. Cuando lo asesinaron, ya era todo un experto en la materia. Aprendió solo, ayudado de manuales y armado de una paciencia y de una tenacidad a toda prueba. Es así como automatizó la catalogación de la biblioteca de teología, que hoy lleva su nombre. Los domingos celebraba dos misas en la iglesia del Carmen en Santa Tecla, donde era conocido por la fuerza de su predicación (Biografías. Mártires de la UCA, 2008).

Joaquín López y López

[En la primera fila, el cuarto de izquierda a derecha]

El P. Joaquín López y López nació en Chalchuapa (El Salvador) el 16 de agosto de 1918. Se formó con jesuitas mexicanos en un centro de la Compañía de Jesús en El Paso, Texas. Posteriormente, estudió teología en Saint Mary’s, Kansas (Biografías. Mártires de la UCA, 2008).

Joaquín López y López y Fe y Alegría

[P. Joaquín López entregado donativo a un niño]

Lo suyo era la educación de clases populares. En 1969, Joaquín López y López consiguió recolectar fondos para la fundación de Fe y Alegría. Abrió dos talleres de carpintería en el barrio Santa Anita, puso otro de corte y confección en La Chacra e inauguró tres escuelas primarias, una en la colonia Morazán, otra en Acajutla y la tercera en San Miguel. Hasta su muerte, fue director de la obra. En 1989, Fe y Alegría administraba treinta centros educativos, en ocho departamentos del país, con 48 mil beneficiarios (Biografías. Mártires de la UCA, 2008).

Julia Elba Ramos

Julia Elba Ramos nació en el cantón Las Flores, Santiago de María, el 5 de marzo de 1947. Durante años trabajó como doméstica en San Salvador, y en la cosechas de maíz y frijol. Esta última actividad la realizaba al lado de su esposo, Obdulio, cuando él trabajó en la hacienda Las Minas, en Jayaque. En 1985 llegó al teologado de los jesuitas a trabajar como cocinera. Era una persona excepcional. Fiel, discreta, intuitiva y alegre. Sabía reconocer en las caras de los teólogos sus estados de ánimo. Su risa alegraba la cocina del teologado (Biografías. Mártires de la UCA, 2008).

Celina Ramos

Celina Ramos, hija de Julia Elba Ramos, estudió seis años de primaria en la Escuela Luisa de Mariallac, en Santa Tecla. El tercer ciclo lo hizo en el Instituto José Damián Villacorta, también en Santa Tecla. En 1989 terminó el primer año de bachillerato comercial. Había obtenido una beca. Tenía planes para contraer matrimonio con su novio y pensaban comprometerse en diciembre de 1989 (Biografías. Mártires de la UCA, 2008).



Deja tu comentario

Nombre:


Comentario:

Caracteres disponibles:500
¿Cuánto es (0+4) ?:
No se publicarán comentarios escritos completamente en mayúsculas, insultantes o que no aborden directamente el tema del texto.